El peligro de Trump

El día de hoy fui a solicitar una operación de factoraje financiero, que nos adelantara un capital que necesitamos para operaciones urgentes, necesarias para la adquisición de nueva tecnología para nuestro negocio.

Al regresar a mi oficina hice el ritual que hago todos los días al llegar a mi escritorio, ya que soy una persona de rutina y de hábitos, sin los cuales siento que mi vida sería un tanto desordenada y para mí el desorden es el equivalente al desastre.

Mi rutina consiste en llegar a mi escritorio, pedir mi café, prender mi computadora,  abrir mis correos, checar mis anotaciones del día de ayer, que consisten en un resumen del día más una nota especial, antes de cerrar la oficina para mis pendientes del día siguiente; y finalmente, encender mis dos monitores, donde tengo a todas horas los noticieros mexicanos y americanos hablando simultáneamente, aunque puede sonar un poco extraño, puedo entender perfectamente lo que ambos dicen al mismo tiempo.

Generalmente, estos noticieros de estos dos países hablan de cosas completamente distintas y es raro que ambos mencionen la misma nota, a menos de ser algo de carácter mayor, algo que pasa muy rara vez.

Sin embargo, por el pasado mes y medio, los noticieros de ambos países han hablado del mismo tema todos los días, ese tema es Donald Trump.

Es bueno mencionar que desde los pasados 20 años de mi vida he sido una persona aficionada a la historia mundial y he leído e investigado ampliamente sobre muchos temas históricos, particularmente guerras.

El día de hoy les puedo decir, sin temor a equivocarme, que estamos viviendo tiempos donde la historia se está reescribiendo y tiempos que han sido profetizados por muchos sabios e iluminados.

Nunca en la historia de los Estados Unidos ha habido un candidato a la presidencia tan radical como lo es el señor Donald Trump, un hombre que si es que llegase a ganar la presidencia de los Estados Unidos podría destruir a México en cuestión de un par de semanas.

o-donald-trump-tweets-deleted-facebookComo tiende a suceder con mucha frecuencia en la historia de la humanidad, las personas suelen creer lo posible imposible al comienzo de algún fenómeno, debido muchas veces a que los hombres no saben hasta dónde puede llegar la ambición y el odio.

En lo personal, yo no creo que Donald Trump nos odie a los latinoamericanos, sino que simplemente tiene un gran amor por su país, un amor que no lo deja ver claramente; sin embargo, es un hecho que es una persona sumamente peligrosa.

Debo decir que yo no considero, en general,  realmente peligroso a nadie que no haya sido revolcado por la miseria y haya visto quemar a todo lo suyo, después saliendo triunfante, ya que muchas personas que no han sentido un cuchillo es su estómago hablan mucho y se retiran con la primera lluvia.

El señor Trump es un individuo que lo llegó a perder todo, teniendo deudas que acumulaban 9 billones de dólares; sin embargo, se levantó y llegó a hacerse de billones una segunda vez; eso es una persona peligrosa.

No sabemos qué pasa

grieta-4Este mes ha sido por mucho el mes más extraño que he tenido en toda mi vida, o al menos desde hace muchos años, ya que nos han estado pasando las cosas más ridículas en el edificio de la oficina, cosas que literalmente a nadie le pasan.

Hemos estado en este edificio desde hace seis meses, un tiempo relativamente corto, y parece ser que no sabemos bien cómo funcionan las cosas, por no decir que hasta la fecha no tenemos ni idea de qué está sucediendo.

Un factor que no nos ayuda en lo más mínimo es el hecho de que todo el edificio es nuestro; sin embargo, por el momento somos pocos en nómina, pero vamos a ir contratando personas mensualmente.

El edificio se lo compramos a unas personas muy extrañas, a quienes les urgía venderlo, por lo que nos dieron un precio bajísimo y decidimos comprarlo. Sin embargo, hay cosas muy extrañas aquí; entre ellas, el mobiliario para oficina que dejaron, ya que parecen haber venido de una funeraria; de hecho, uno de los muebles en el sexto piso tiene grabado el nombre de una funeraria muy famosa dentro de uno de los cajones.

Algo muy extraño es que siempre hace un frío casi insoportable, aunque prendamos la calefacción, que sólo calienta un pequeño radio de cada oficina por unos momentos y luego se apaga. Vinieron técnicos de dos diferentes compañías y ambos dicen que el sistema de calefacción está en perfectas condiciones.

Otro problema que tuvimos, ése hace poco, fue que una secretaria dice haber visto una enorme rata que se metió a uno de nuestros basureros; sin embargo, hemos inspeccionado todos y no encontramos nada; aquella secretaria renunció.

El problema más grande es por supuesto el más extraño, uno que no hemos podido resolver y no creo estar ni cerca de resolverlo.

Lo que sucede es que desde hace aproximadamente un mes han estado desapareciendo las cosas, a tal grado que nos estamos quedando sin nada, algo que no es lógico, ya que todas las personas de esta oficina nos conocemos desde hace más de  diez años y nunca se nos ha perdido nada.

Al principio, aquello que desaparecía eran cosas insignificantes como cuadernitos, después plumas y lápices, después folders y cajas de cartón corrugado, después fotografías, hasta el punto que hoy en día se nos han perdido más del 90% de nuestras fotografías, ya nadie tiene plumas ni lápices y ahora la conexión de internet falla cada 20 minutos y la impresora se quemó.

El problema más grande es que las cosas desaparecen durante el día laboral.

Hace dos días subí al baño del piso de arriba, que se encuentra en una sala muy bonita, con muebles nuestros decorados con libros y tres fotografías nuestras, pero a salir solo había dos y juro haber visto las tres.

No sabemos qué pasa.

Todo es cuestión de ganas, ¿cierto?

Hay una casa en la esquina de mi calle, donde siempre sucede algo. No me refiero a fiestas y reuniones; mucho menos a eventos paranormales. Lo que ocurre, y lleva cerca de diez años ocurriendo, es que los habitantes siempre están tratando de iniciar algún negocio.

parrilla

Todo empezó, como ya mencioné, hace más o menos una década. Una tarde, al llegar de la oficina, vi que las puertas de la cochera de esa casa estaban abiertas. Cuando pasé frente a ellas (y debo aclarar que para mí es un paso obligado, pues tengo que doblar por esa esquina, para entrar al andador donde se encuentra mi casa), noté que el auto de los vecinos ya no estaba en ese espacio, pero en su lugar habían colocado varias mesas y sillas plegables, así como una parrilla casera. Noche de fiesta, pensé, y continué hacia mi hogar.

En efecto, no tardaron en llegar hasta mi jardín los aromas de la carne asada (tan cercanas son nuestras casas); pero lo que llamó mi atención es que a la preparación de la suculenta comida, no siguieron la música, el bullicio y las carcajadas. Sólo alcanzaba a percibir breves conversaciones de vez en cuando. Quizá se tratara de una sencilla reunión familiar o de amigos y luego de cocinar en el garage, se habrían ido a la sala o el comedor, para estar más cómodos.

Sin embargo, al día siguiente, un sábado, advertí que los vecinos hacían los mismos preparativos de la tarde anterior; nuevamente las mesas, las sillas y la parrilla. Entonces caí en la cuenta; habían empezado a vender comida. Mis hijos no tardaron en indagar y traer el informe de que los vecinos estaban vendiendo burritos y que, según varios de sus amigos, el platillo estaba delicioso.

El viernes siguiente decidimos ir a cenar a la cochera de los vecinos y comprobamos que los rumores eran ciertos. Un burrito parece algo muy sencillo de preparar, tanto que ya se les encuentra en las populares y desencantadas cenas para microondas. Sin embargo, ninguna comida preparada en serie –o casi ninguna– logra estar a la altura de un buen sazón casero y eso era precisamente lo que tenían los guisos de los vecinos.

Mientras cenábamos, empecé a platicar con el papá de la familia, quien me comentó los motivos que los llevaron a iniciar la peculiar empresa. Un mes antes había perdido su trabajo y no lograba conseguir algo nuevo y el dinero de la liquidación comenzaba a esfumarse, decidió apostarle a lo que él mismo llamó “comercio informal”. “Sí, me dijo, sé que no es así como deben hacerse las cosas, pero era esto o dejar que mis hijos se quedaran sin escuela, y tal vez hasta sin comer”.

Yo estuve de acuerdo con él y no sólo por evitar que se sintiera incómodo. La verdad es que para poner un negocio en toda regla, mi estimado vecino hubiera tenido que hacer una cuantiosa inversión de tiempo y recursos; buscar y alquilar un local, solicitar permisos, darse de alta en hacienda y pagar impuestos. Todo eso hubiera disminuido considerablemente sus ahorros y habría perdido una importante fuente de ingresos para su familia, por invertir en algo incierto.

Desafortunadamente, el éxito de aquella primera empresa no duró más de un mes. Pasaron algunas semanas sin que las puertas de la cochera se abrieran y tiempo después nos enteramos de que el vecino había encontrado un trabajo. Esto último nos pareció una buena noticia; sin embargo, a fin de año las puertas volvieron abrirse, esta vez, para dejar ver una pequeña selección de artículos y regalos navideños.

A este nuevo intento siguieron otras ventas de temporada; juguetes en Reyes, flores en San Valentín y el 10 de mayo; pan de muerto en noviembre. Ya no supe más acerca de la situación laboral del vecino, pero sus renovados e incansables esfuerzos por vender algo, sugerían que las cosas no estaban del todo bien.

Seguramente, muchas calles de nuestro país han sido el escenario de historias semejantes. Al ver este panorama, no dejo de preguntarme, ¿realmente solo es cuestión de “echarle ganas”?

El inglés es la innovación

Durante toda la historia, los países más exitosos han sido aquellos que han tenido más personas innovadoras en un determinado tiempo y espacio, ya que esto es lo que les ha catapultado sobre aquellos que se conforman con lo tradicional. Hoy en día no es exactamente lo mismo; sin embargo, aquello que impulsa el ingenio es un elemento muy en específico, el idioma inglés.

hablar-ingles

Durante todos los tiempos, la sabiduría ha estado con aquellos quienes tienen un libre acceso a la información existente en ese determinado pedazo de tiempo.

En los tiempos de las cavernas, los hombres más sabios eran aquellos que tenían acceso al conocimiento de todo lo que les rodeaba, ya que la respuesta a las miles de preguntas que tenían aquellos gremios solitarios de hombres refugiados en las fauces de las cavernas estaba en las plantas, en el agua y en los animales; en la naturaleza estaba la llave hacia la supervivencia, quien parecía estar olvidándolos lentamente.

A medida que los hombres fueron evolucionando y que se fueron formando distintos imperios alrededor de nuestro mundo, como el griego, romano, chino, persa, etcétera, los hombres sabios eran aquellos que conocían la información de lo acontecido y de los pergaminos dejados por los grandes, quienes escalaban por arriba de los tiempos y quienes en algún momento caminaron por delante del reloj.

Durante los tiempos medievales, los hombres sabios eran aquellos que conocían a fondo el contenido de los evangelios, escritos por los distintos apóstoles de Cristo, ya que en sus palabras estaba la voz de Dios y la salvación del alma de los hombres, asegurando así, después de un arduo trabajo en la dimensión terrenal, un lugar al lado derecho del padre de los cielos, arquitecto y artista del universo, así como escultor del destino de la humanidad.

cursos-ingles

Durante el renacimiento sucede un cambio radical en el posicionamiento de la sabiduría, ya que los sabios dejaron de ser los que simplemente sabían de lo acontecido, así como de aquellos que conocían los evangelios. Este cetro cambió a las manos de aquellos que conocían sobre todo lo ya mencionado, aparte de tener una increíble habilidad para innovar.

El hombre del renacimiento fue aquel que revivió los conocimientos de la antigua Grecia y los aplicó a los tiempos modernos promedio del arte, la filosofía y la docencia de todos estos temas.

Muchas personas piensan que el renacimiento es algo que ya fue y murió hace ya cientos de años, cuando en realidad no es así, ya que el renacimiento sigue aconteciendo en el amanecer de nuestros días y la innovación mantiene a esta corriente viva y flotante.

Lo único que ha cambiado desde los tiempos de Miguel Ángel hasta el día de hoy es la substancia del innovador, esa substancia es simplemente el idioma inglés.

Esto es debido a que el idioma predominante de la biblioteca más grande de la humanidad (internet) es el inglés, así que cualquier persona que domine este idioma tendrá acceso a las entrañas de la innovación.

Es por eso que si no conoces esta lengua, debes inscribirte a cursos de inglés lo más pronto posible.

cursos-idiomas

La furia china

Al estar en el mostrador de VivaAerobus, mientras cambiaba mis asientos a modo de estar junto a mi esposa, escuché a unos escandalosos individuos detrás de mí, una familia de chinos, de aproximadamente unos 14 individuos.

Aunque todas las culturas del mundo son casi igual de antiguas, debido a que todos los humanos vienen de la misma rama, hay ciertas culturas cuyos logros se remontan a los tiempos más remotos; la cultura China es una de ellas.

dragon-chino

Los chinos han sido pioneros en la innovación y desde los tiempos más antiguos, se destacaban en las ramas de la navegación, agricultura, arte  y ciencias militares, algo que hasta la fecha no ha cambiado.

Por las pasadas décadas, los chinos se han apoderado poco a poco de la industria mundial y poco a poco se han comido a la mayoría del mundo, como un dragón que se alimenta lentamente de los continentes, desde las profundidades del mar hasta hacer a las tierras temblar por falta de cimientos, yaciendo ahora en el estomago del dragón.

Pocos países hace cuarenta años hubieran creído que los chinos algún día estarían dentro de las primeras dos economías del mundo amenazando con convertirse en la primera si al rey se le ocurre algún día dormir sin un ojo abierto.

Este crecimiento brutal ha sido posible por la combinación efectiva de varios factores:

Población  

China es el país con la mayor población en el planeta tierra, contando con 1.3 billones de personas, quienes nacen, crecen, se reproducen y mueren, para servir al estado y al omnipotente partido comunista quien, para ellos, verdaderamente es como un ejército de ángeles enviados por nuestro Padre todo poderoso, lo que les da una misión verdadera para vivir.

China es un país de personas muy espirituales, pero no religiosas, lo que le da una oportunidad enorme al partido comunista para  mezclar a su sólida doctrina política  con la profunda espiritualidad de la población, creando una religión política a la que no se puede desobedecer, lo que significa que la población existe para servir al estado.

china

Extensión   

China es el segundo país más grande del mundo, superado en extensión territorial solo por la Federación Rusa, quien ocupa el primer lugar.

Esto significa que el territorio para montar fábricas y para trabajar la tierra es infinito.

Muchos países cuentan con suficiente territorio e infraestructura para establecer muchas fábricas; sin embargo, el problema siempre es el conseguir personas quienes estén dispuestas a trabajar a marcha forzada por un sueldo promedio.

China tiene el territorio, la infraestructura y los trabajadores dispuestos a trabajar a marcha forzada, a veces hasta jornadas el doble de largas por una miseria de sueldo, algo que hace de China una bomba industrial; es por esto que se pueden dar el lujo de vender todo a mitad de precio, ganándose el bolsillo de todo el mundo.

muralla_china

Ejército    

El ejército Chino es el más grande del mundo en cuanto a efectivos y el segundo país con el presupuesto de defensa más alto del planeta, lo que hace del ejército chino una verdadera pesadilla para cualquier país.

Todos estos factores puestos en un mismo vaso es lo que es el país de China.

ejercito

La libertad y la voluntad

El día de ayer fui a comprar muebles para oficina, pues los que tenemos están ya muy viejos, aunque siguen bonitos. Sin embargo, varios de los socios (yo incluido) decidimos hacer una remodelación completa en todo el edificio.

Esta no fue ninguna tarea fácil, ya que es necesario emplear mucho tiempo y dinero que podrían ser usados en otras causas. Sin embargo, los nuevos muebles para oficina están, a decir verdad, muy bonitos.

remodelar-oficina

De todos los socios, yo fui el encargado de esta tarea, por lo que perdí, por así decirlo, tiempo preciado de trabajo, a modo de satisfacer unas necesidades que podrían ser innecesarias.

En ese momento me hice una pequeña reflexión sobre la naturaleza de nuestra libertad y de la manera en que la percibimos con nuestros sentidos y experiencia.

La libertad es algo por lo que la mayoría de los pueblos ha derramado sangre, para luchar en contra de la opresión de pueblos ajenos, quienes a su vez derramaron sangre para negar la libertad a aquellos que la demandan.

A su vez, aquellos pueblos opresores hacían esto a modo de ellos obtener una mayor y más alta libertad de la que ya tenían.

Todos los días, al salir a las calles y ver las enormes cantidades de autos, autobuses y personas migrando de un lado al otro, lo hacen simplemente porque cada individuo está buscando su libertad.

En el mundo moderno es común buscar y obtener nuestra libertad por medio de la esclavitud, aunque suene redundante.

Hoy en día, son los opresores quienes a su vez otorgan libertad de las cadenas de la miseria y la pobreza, ya que las grandes corporaciones esclavizan a sus trabajadores a cambio de algo de dinero y prestaciones.

La cruzada de los seres humanos para obtener dinero es tan intensa debido a que, aunque a veces no lo pensemos, el dinero es libertad, ya que sin él somos simples prisioneros en murallas invisibles.

Sin embargo, existe también otro tipo de libertad, una que es a su vez igual de importante.

Este otro tipo de libertad es la libertad de voluntad, que es aún más compleja que la libertad física.

Esto es debido, en gran medida, a que la voluntad de los hombres está esclavizada a los poderes del placer y del dolor.

El ser humano busca siempre alejarse del dolor y acercarse al placer, de la misma manera que un murciélago busca la obscuridad y escapa de la luz.

El ser humano será libre de sí mismo sólo cuando sepamos desenlazarnos de estos dos factores que gobiernan al mundo de los hombres.

En el momento en que algún ser humano entienda que la placer y el dolor son solo sombras que vienen y van, como las nubes, entonces será libre de sí mismo.

No obstante, al pelear por esta libertad, muchos de nosotros podríamos decir que cuál es el punto de vivir, si no es para ser feliz.

Quizá algún día podremos contestar esa pregunta.

Cuando el pasado revive

El día de ayer fui a una conferencia aquí en Nueva York, llamada México Industrial Parks, que básicamente se expusieron temas sobre la economía mexicana y su capacidad industrial, haciendo énfasis en la fertilidad económica de la producción de automóviles y su impacto.

Durante mi estancia en Nueva York, observé una ciudad y un país diferente al que yo toda mi vida he conocido, debido a grandes cambios, básicamente en el tejido social norteamericano.

new-york-city

Antes, al escuchar que el pasado siempre se repite, entendía su lógica y creía parcialmente en dicha teoría; sin embargo, nunca lo había visto con mis propios ojos hasta mi travesía de estos días.

Mi estancia en los Estados Unidos, sin embargo, fue solo en la costa este del país y no puedo opinar de cómo están las aguas en la otra costa; sin embargo, aquí hay marea roja.

La historia de los Estados Unidos, como la de la mayoría de los países, es una muy violenta, ya que la nación nació y se ha formado a lo largo de los siglos, por medio de la guerra.

historiaeu

La historia comienza en el siglo XVII, con la migración británica a los territorios de Norteamérica, donde estaba habitado por más de 40 tribus nativo americanas, con las que habrían de enfrentarse en un sangriento conflicto, que duraría hasta principios del siglo XX.

Al principio, los británicos establecieron 13 colonias a lo largo de la costa este del nuevo territorio, controlados por gobernadores designados por la corona británica para mantener el orden y la fiebre a la patria en niveles altos.

En realidad, las trece colonias tenían un muy buen gobierno y la relación entre colonos y soberano era excelente; sin embargo, hasta los campos más fértiles se pueden secar si alguien los espolvorea con sal y las trece colonias no fueron ninguna excepción; en el año de 1776, en la ciudad de Filadelfia, firmaron su independencia de la corona británica para convertirse en el primer territorio en independizarse de sus soberanos.

La guerra de independencia fue una que duró casi diez años, donde irónicamente, los colonos perdieron la mayoría de las batallas; sin embargo, ganaron las principales, gracias a la ayuda de los franceses, quienes buscaban venganza por la guerra de los 7 años.

luther-king

Desde el año 1783, hasta 1883, los norteamericanos tuvieron tres guerras de escala mayor con Inglaterra (una segunda vez en el año de 1812); con México en 1847 y una guerra civil en 1860, las bajas norteamericanas en este conflicto fueron más altas que aquellas que sufrieron su participación en las dos guerras mundiales combinadas.

Durante sus guerras del siglo XIX, los norteamericanos se hicieron de muchos enemigos, como todo el pueblo afroamericano, quien comienza a revelarse de nuevo, no de la manera pacifica que lo hizo Luther King, sino de una manera violenta, donde es posible que se derrame mucha sangre inocente.

Empresas que velan por ti

El fin de semana pasado asistí a una comida familiar, en la que tuve la oportunidad de ver a parientes de los que hace mucho no sabía. Entre ellos estaba uno de mis primos, con quien tuve una relación muy estrecha cuando éramos niños. Tiempo después, cuando íbamos en preparatoria, mi tío encontró una oportunidad de trabajo en la ciudad de Guadalajara, por lo que la familia se mudó y mi primo y yo dejamos de frecuentarnos.

reunion-familiar1

Cada quien siguió su camino y la vida nos fue postergando el reencuentro. Estudios, viajes, empleos y compromisos familiares hicieron que apenas tuviéramos tiempo para para seguirnos la pista en redes sociales e intercambiar algunos correos electrónicos en fechas especiales. Por eso es que me sorprendió mucho cuando me contó del negocio con el que gana la vida y además apoya a su comunidad; desde hace dos años dirige una empresa de seguridad.

Si lo primero que llegó a tu mente al leer esto fue el clásico grupo de guarros, altos, fornidos y con gafas oscuras, no estás nada lejos de la imagen mental que yo me hice. Pero mi primo no tardó en aclararme que los consultores en seguridad (así es como se llaman los asesores profesionales de su empresa) son mucho más que fuerzas de contención o ataque.

De hecho, el objetivo de una empresa de seguridad y de quienes trabajan en ella, no es sacar las armas o montar operaciones de rescate y defensa a la menor provocación. Lo primordial es anticipar las situaciones de peligro y evitar que se presenten. Por supuesto que los elementos de seguridad están preparados para reaccionar y defender en caso necesario, pero estas estrategias sólo se implementan en situaciones extremas.

Aprendí también que cuando una empresa o un particular contratan a los consultores de seguridad, lo primero que estos hacen no es “alambrar el perímetro” y colocar alarmas y cámaras por todas partes. Antes que nada, es indispensable llevar a cabo un Estudio de vulnerabilidad. Este procedimiento consiste en hacer un análisis completo del lugar que se va a proteger y de las rutinas y desplazamientos de las personas que habitan o trabajan en él.

A partir del estudio de vulnerabilidad, los consultores determinan cuáles son las situaciones de riesgo que el cliente tiene más probabilidades de enfrentar y proponen las soluciones más adecuadas para su caso. Esto quiere decir que contratar un servicio de seguridad no necesariamente implica tener un escolta que nos siga como la sombra, por todas partes. En algunos casos sólo se recomienda la instalación de un circuito cerrado de video vigilancia o el implementar sistemas de geolocalización.

consultores-seguridad

Cuando le pregunté a mi primo qué lo inspiró a incursionar en un negocio de esta índole, ya me hacía una idea de la respuesta. La inseguridad que se vive actualmente, en nuestro país y en muchos otros, ha tenido repercusiones notorias en las dinámicas sociales, así como en la organización empresarial. Los niños ya no pueden jugar en las calles; los paseos familiares y las salidas nocturnas se hacen con menos frecuencia y con todo tipo de precauciones; y los empresarios viven preocupados, tanto por el patrimonio de su negocio como por su seguridad y la de sus empleados.

Mi primo me explicó que en su colonia, los vecinos decidieron formar un comité de vigilancia, porque ya estaban cansados de vivir con angustia. Sin embargo, también se dieron cuenta que debían prepararse y contar con apoyo especializado, pues no era cuestión de salir corriendo con bates de béisbol en mano, ante la menor sospecha de peligro.

Los más comprometidos con el tema decidieron prepararse, conocer a las empresas de seguridad que operaban en la localidad y buscar asesoría financiera, para convertir el proyecto en un plan de negocios. Así es como se puede emprender y al mismo tiempo velar por lo que más nos importa.

Logotipos, el tatuaje de la venta

El poder  e influencia de los logotipos es un estudio interesante y digno de análisis, ya que un buen producto con un mal logotipo puede llegarse a confundir con algo de mala calidad.

Las etiquetas para botellas son un buen ejemplo de lo mencionado al principio, ya que éstas inspiran o repelen.

coca-cola

Suele pasar también que cuando un logotipo se convierte en un icono comercial, el departamento de ventas de dicha empresa tendrá mucho tiempo libre, ya que la marca se venderá por sí misma.

Un gran ejemplo de esto es la enorme influencia de Coca-Cola, una de las maracas más influyentes del mundo.

Mucha de esta influencia se ha conseguido por el estético logotipo de Coca-Cola, quien le dio vida al Santa-Klaus comercial, tan amado por nuestros niños.

Otro logotipo muy influyente es el gran whiskey Jonnie Walker, aunque para muchos es un tanto extraño, no obstante le da una personalidad libre y elegante que inspira el consumo de dicha bebida.

Los logotipos han tomado también una fuertísima influencia en el mundo de la política  a lo largo de la historia.

Durante la primera guerra mundial los británicos tuvieron grandes logotipos, con frases como “Your King and country need you”, con la figura del rey de los británicos apuntando al espectador con su dedo, o el famoso león con una corona más la frase “Fight for the Empire”.

Probablemente, el logotipo más cautivante de la historia y el que tuvo mayor influencia en los cambios del mundo fue sin duda alguna la suástica.

british-empire

La suástica, como la mayoría de las personas saben, fue el símbolo que usó Adolfo Hitler para capturar los corazones y el orgullo del pueblo alemán para la destrucción de los semitas, gitanos y por la conquista del mundo.

La suástica, en principio, era un símbolo hindú cuyo significado era la paz y el  bienestar de los pueblos.

Sin embargo, Hitler quitó cuatro puntos que el símbolo tenía en sus esquinas, que significaba la paz con los cuatro puntos cardinales y movió el símbolo 45 grados a la izquierda, como símbolo de destrucción y conquista.

Este símbolo llegó a tales esferas de influencias, que las hojuelas de los seriales eran en forma de suástica.

Como bien podemos ver, ¡no hay nada más poderoso que un buen logotipo!

La mejora en los servicios de mudanza

La primera vez que viví una mudanza, mi única preocupación fue que todos los juguetes llegaran a la nueva casa.

Recuerdo que fueron días muy agitados para mi madre, que además de lidiar con mis dos hermanos y un servidor, se encargaba de ir poniendo letreros en las cajas que contenían vasos, tazas y cuanta figurita frágil había en casa, empacada con periódico arrugado con el que se iba envolviendo cada una de las piezas a proteger.

mudanza

En el caso de la ropa, si se trataba de playeras o ropa que estaba doblada se metía en maletas y para lo que estaba en ganchos, se descolgaban y se apilaban, envolviéndolos en sábanas o colchas de cama.

Los aparatos que no eran tan sensibles, al igual que los juguetes y demás triques de nosotros, los niños, se colocaban en cajas y de ahí a esperar el camión de la mudanza que arrasaba con todo.

El día de la mudanza era de levantarse temprano, después de algún desayuno rápido llegaron dos de mis tíos y cuando llegaba el camión con lo que me pareció un ejército de cargadores, el tío Pedro nos llevó a los tres a la nueva casa en donde esperaríamos la mudanza.

Nos fuimos y dado que la mudanza iba desde la colonia Roma hasta Lindavista, el trayecto no fue tan largo.

Llegamos y comenzamos a recorrer la casa vacía y nos dispusimos a descubrir los rincones y ver a través de las ventanas, las cuales ya tenían los cortineros.

mudanza2

Después de un rato, comenzamos a aburrirnos, pues una casa vacía se termina de explorar muy rápido y en un alarde de ingenio, mi tío logró distraernos, hasta que casi a la hora de la comida llegaron mis padres con mi otro tío y el camión de la mudanza.

De inmediato comenzó la descarga de los muebles y las cajas, quedando todo como un divertido laberinto de cajas que con el paso de la siguiente semana casi desapareció por completo.

La mudanza fue un poco aburrida pero no pasó a mayores.

Muchos años después, cuando ya me había casado, nos tocó ahora a nosotros organizar la mudanza y el recuerdo de aquel primer cambio de domicilio me permitió comparar lo que realmente es una mudanza.

Mi esposa y yo tuvimos que arreglar las cosas; sin embargo, ahora no era periódico arrugado, sino empaques en forma de cacahuates, hechos de unicel que rellenaban los huecos entre los platos, tazas, copas y demás cristalería.

Los roperos se descargaron en unas cajas que tienen un tubo de soporte y el contenido colgado en ganchos viajó en su propio armario portátil.

flejadoras

Antonio era un compañero de trabajo encargado del área de embarques de la empresa y nos acompañó junto con otro muchacho, quien traía un par de flejadoras manuales, las cuales cerraron rapidísimo las cajas, facilitando que las cargaran más rápidamente los empleados de la mudanza.

Nosotros nos mudamos antes de que nacieran nuestros dos hijos, pero aun así, hoy en día es más sencillo mudarse, pues existen más accesorios y facilidades para realizarlo sin tanta complicación, al parecer.

Ya veremos qué nos depara el futuro ante nuevas opciones de transporte y formas de empacado.

En especial me gustaría ver la cara de mis hijos ante un cambio de residencia que, como lo fue en mi caso, fue toda una aventura.